Ámelos como a su familia. Aliméntelos como a su familia.®

Cómo cambiar los hábitos nocturnos de tu gato para que puedas dormir mejor

¿Escuchas a tu gato maullar y caminar de un lado a otro mientras salta y rasca tus muebles? Si tienes el sueño ligero, seguro ya te habrás dado cuenta de que el nivel de actividad de tu minino aumenta durante la noche.

Aunque algunos gatos son más activos que otros, no debe sorprendernos que sean animales nocturnos por naturaleza, es decir, ellos prefieren dormir durante el día y cazar durante la noche.

Sólo por el hecho de que tu gatito esté domesticado y tenga fácil acceso al alimento no significa que su patrón de sueño haya cambiado en cuanto puso una patita en tu casa. Sus instintos de actividad nocturna igual pueden hacer presencia.

Toma su tiempo cambiar gradualmente su rutina y alejar de la noche los tiempos de juego o que aprendas a vivir con el comportamiento nocturno de tu minino.

Aquí te presentamos algunos pasos para ayudarlos tanto a ti como a tu gato: 

Trabaja con tu gatito para reprogramar sus instintos y mantener su actividad durante el día. Si eres constante con la nueva rutina, tu gatito se ajustará con mayor rapidez a la rutina que deseas.

 

Cambiar la hora de juego

    • Juega con tu gatito en la noche antes de ir a la cama o a lo largo del día.
    • Si ves que tu gato está durmiendo durante el día, despiértalo con delicadeza y anímalo a jugar.
    • Dale juguetes interactivos para incitar su curiosidad y vigilia durante el día, especialmente cuando no estás en casa para jugar con él. 
    • Permite a tu gato explorar el exterior de manera segura durante el día para estimular su cerebro.
    • Trata de ignorar su comportamiento nocturno. Si reaccionas a sus jugueteos, tu minino tendrá la respuesta que estaba buscando y sólo querrá jugar más.

Mantener la habitación en silencio

Cambiar el comportamiento bien puede ser tu primera ruta de acción, sin embargo, vivir con un felino requiere de compromiso. El cambio de rutina necesita tiempo y paciencia, por lo que también tendrás que cambiar algunos de tus hábitos.

    • Debes poner la regla de que la habitación no es ninguna zona de juego, por lo que debes de mantenerla limpia de juguetes para gato.
    • Por supuesto, a los gatitos también les pueden resultar divertidos los calcetines enrollados o las bolitas de papel, así que tendrás que sacar cualquier "juguete" potencial.
    • Cierra la puerta de tu habitación cuando duermas.
    • Si eres de sueño ligero, usa un ventilador o una máquina de sonidos para mitigar los ruidos exteriores.
    • Designa un área lejos de tu recámara para que sea la zona de juego, así no escucharás tanto el alboroto.

La actividad nocturna es un instinto natural para los gatos, por ello, algunos felinos tomarán más tiempo para ajustar su rutina, mientras que otros rápidamente cambiarán sus hábitos.

Sé paciente con tu gatito. A la larga, ambos serán mucho más felices.